Ciudadanos Barcelona al borde del precipicio

La dirección de Ciudadanos ha cesado repentinamente a dos consejeros del grupo municipal Cs en el Ayuntamiento de Barcelona. Se trata de Julia Calonge que trabajaba para el distrito de Horta-Guinardó y su hermano Luis Calonge para Gracia. Siendo dos de los distritos más activos del partido, se demuestra la debilidad del partido que lidera Inés Arrimadas en Catalunya. Ambos formaban parte del partido desde el inicio y eran piezas clave en la organización y gestión del grupo de Barcelona, lo que deja ahora el equipo técnico de Cs con menos representación que el resto de los partidos por Barcelona.

Hace pocos meses también cayó Pau Guix, exconsejero de Cs del distrito de Les Corts, que se desvinculó totalmente hasta llegar a darse de baja del partido de Albert Rivera.  Además, el grupo sigue sin cubrir la plaza de urbanismo que ya hace un año que está sin silla. Todas ellas posiciones fundamentales para garantizar una estructura de equipo al nivel de los rivales.

La dirección se ha pronunciado sobre la cuestión y ha justificado las bajas por la “pérdida de confianza” con los consejeros y la “falta de implicación en las elecciones del 21D”. Fuentes internas del partido no aceptan la explicación que da la cúpula ya que aseguran que “justamente los hermanos Calonge fueron de los más activos en la preparación de campaña y todo el mundo lo sabe”.

Ciudadanos no parece tener preparado ningún otro nombre para ocupar las posiciones de consejeros que han quedado vacías, lo que debilita completamente el partido para afrontar las próximas elecciones municipales.

Tags:

Comentarios

A %d blogueros les gusta esto: