Ciudadanos y PP insinúan que el gobierno estaba dispuesto a matar a Catalanes después de la DUI

El presidente electo de Catalunya Carles Puigdemont comió en Girona el sábado 28 de septiembre para después conducir hasta Marsella y posteriormente volar hasta Bruselas.  Catalunya volvía a tener un presidente exiliado, como tantas veces antes. La amenaza de violencia por parte del Gobierno español deja ver su verdadero odio hacia los catalanes.

La decisión de Puigdemont de no quedarse en Catalunya a defender las instituciones catalanas frente al 155 y a al aparato del estado español tienen una sola razón: la amenaza de violencia por parte de Rajoy y su gobierno.

Todos los indicios indican que si los catalanes hubieran salido a miles a defender y proteger su gobierno e instituciones democráticamente elegidos, España habría mandado toda su fuerza bruta para parar el “desafío”. En comparación el 1 de octubre habría parecido una broma.

Twitter muestra las pruebas

Y la prueba de que la intención de el gobierno era entrar con todo a Catalunya para apoderarse de sus instituciones son los comentarios de dos pesos pesados del españolismo. Por una parte Luis Garicano, de uno de los ideólogos de Ciudadanos decía en Twitter  que Puigdemont habría podido causar muertes al quedarse en Catalunya. O dicho de otra manera, que el Estado Español podría haber matado a catalanes.

Otra voz en el mismo sentido fue la de Andrea Levy, vicesecretaria de Estudios y Programas del Partido Popular, que habló en la misma línea en RNE diciendo que Puigdemont había puesto en riesgo la vida de los catalanes.

Realmente Levy y Garicano tenían información sobre los planes del gobierno de Rajoy? O simplemente están haciendo cálculos políticos manipulando o inventando informaciones para atacar a Puigdemont y alarmar a la ciudadanía?

Suponemos que en la campaña de las elecciones del 21D tendremos la respuesta. O no.

1 Comentario

  1. Benito Camelo
    diciembre 13, 2017 - 10:05 am

    Es vergonzoso cómo pueden llegar a interpretar una declaración con fines políticos. La violencia ya comenzaba a gestarse el día que, una multitud jaleada por la ANC y Omnium, intentó impedir la labor de la GC. Ya sé que a los independentistas no les gusta aquello que no encaja con su lógica secesionista. Si viene del estado, es violencia, si somos nosotros, es defensa de la democracia. En cualquier otro lugar del mundo, las fuerzas de seguridad habrían dispersado a esa multitud que impedía a las fuerzas del estado realizare su trabajo. Venga … a insultarme. “periodista” payaso.

    Responder

Comentarios

A %d blogueros les gusta esto: