España, cada vez más cerca de un apartheid contra los catalanes independentistas


España está al límite de ser una Democracia Imperfecta según el respetado índice publicado por The Economist. Sus ciudadanos valoran muy negativamente la independencia judicial; la UE ha denunciado varias veces a España por esa falta de independencia; Amnistía Internacional pide la liberación inmediata de Jordi Sánchez; España ha retirado la Euro orden contra Puigdemont ya que nadie en Europa avalaría los delitos que se les imputan; el Ministra de Justicia avanza las condenas a los imputados; el juez Llarena afirma abiertamente que Sánchez sigue en prisión por mantener su ideario soberanista. La lista es interminable.

El Estado Español ha logrado que tanto la mayoría de sus ciudadanos y de la prensa acepten las ilegalidades contra ciudadanos catalanes independentistas. Se han tapado los ojos para no ver lo que está sucediendo ya que para defender la unidad de España parece que todo vale. Gracias a esta ciudadanía y prensa acrítica el gobierno de M. Rajoy ha podido mantener cierta imagen de democracia o separación de poderes, al igual que logró hacer el gobierno de Sudáfrica durante el apartheid.

Nos intentan convencer que se está siguiendo la legalidad, cuando los jueces son de parte; nos quieren hacer creer que se puede votar democráticamente pero con el 155 echan al President y disuelven el Parlament y ahora no quieren aceptar los resultados del 21D; nos quieren convencer que hay libertad de expresión, excepto si eres un payaso independentista que se pone una nariz roja al lado de la policía; nos quieren hacer creer que la justicia es igual para todos cuando Billy el Niño, Mr. X, Vera, Barrionuevo, Urdangarín y M. Rajoy están en la calle, y Oriol Junqueras está en prisión.

La sensación de dos niveles de ciudadanos es cada vez más evidente. Un concursante de OT tiene que decir que no es independentista para intentar tener una carrera musical, un acusado de terrorismo islámico dice ante el juez que es catalán pero no independentista, en los Goya nadie se atreve a decir nada sobre los presos políticos.

España está cada vez más cerca de imitar el Apartheid sudafricano. Y parece que a los españoles y a los españolistas que residen en Catalunya les da igual. Algún día lo pagaran en sus propias carnes.

Be the first to comment on "España, cada vez más cerca de un apartheid contra los catalanes independentistas"

Comentarios

A %d blogueros les gusta esto: