URGENTE: Después de secuestrar a 9 líderes independentistas el juez Llarena y Ciudadanes se enfadan por un poco de pintura

En el conflicto Estado Español contra Catalunya ya todo vale. Los españoles han secuestrado a nueve líderes independentistas, escondiendo ese secuestro detrás de una supuesta justicia totalmente partidista y torticera.



Esta semana hemos vivido un nuevo episodio en el que el españolismo se hace la víctima de manera casi ridícula por un pote de pintura lanzado en la casa del juez Llarena. La acción es condenable pero se puede comparar con el secuestro de nueve personas por el propio juez? El señor Llarena se ha inventado delitos, ha exagerado acciones, ha retorcido el código penal para tener a nueve personas en la cárcel desde hace un año, y otros tantos en el exilio. ¿Qué alternativa hay cuando los jueces trabajan conjuntamente con el poder político español sin ningún tipo de respeto a la realidad? ¿Deben los catalanes esperar hasta que el juez Llarena y España detengan a todos los independentistas.

Pintar la casa es una actitud condenable. Que el juez Llarena, jaleado por la prensa españolista, use la fuerza del Estado para secuestrar a nueve personas es infinitamente más grave. Cada cosa en su sitio.

Comentarios